Comparte:

RisottoBerro1
30′ ¦ 2 personas ¦ dificultad

¡Todavía estás a tiempo de preparar este risotto de berros que queda sensacional!

La cremosidad del arroz, lo crujiente de los tallos, el color verde intenso aunado al toque de picante del berro, lo apuntan en nuestra lista de recetas sabrosas, fáciles, rápidas y muy sanas.

Para esta receta de risotto de berros vamos a utilizar arroz Carnaroli que se caracteriza por tener un alto contenido de almidón y por resistir una cocción lenta, lo que nos aportará mayor sabor, un caldo cremoso y un grano “al dente” suelto y gustoso.

Usualmente utilizamos entre 40 gr. y 80 gr. de arroz por persona dependiendo de si es una entrada, es un contorno o guarnición, o se trata de un plato principal.

Es importante que el risotto no quede seco, si no que fluya y se deslice un poco en el plato. Los italianos llaman a esto “all’onda”.

Como ingrediente principal elegimos el berro, también conocido como cresón o mastuerzo, una hierba de sabor fresco y un poco picante repleta de nutrientes y vitaminas que protegen nuestro organismo y le brindan muchos beneficios.

¡Incluye vegetales, verduras, frutas y cereales en tu dieta diaria!


INGREDIENTES:

  • 160 gr. de arroz Arborio o arroz Carnaroli (normalmente se utilizan de 40 gr. a 80 gr. de arroz por persona dependiendo de si es para una entrada, para un contorno o guarnición, o para un plato principal)
  • 200 gr. de berro fresco
  • 4 cucharadas de aceite de oliva
  • ½ cebolla mediana
  • 2 dientes de ajo
  • 1 taza de vino blanco
  • aprox. 300 ml. de caldo de pollo o caldo de verduras caliente
  • 1 cucharada de mantequilla fría
  • queso parmesano rallado (opcional)
  • sal y pimienta negra recién molida a tu gusto
  • chili en escamas o pimienta cayena a tu gusto

Tablas de equivalencias de ingredientes líquidos e ingredientes secos.

Tabla de calorías.

RisottoBerro2


PREPARACIÓN:

Lava el berro en abundante agua.

Corta los tallos del berro muy finamente. Reserva.

Tritura las ramas con un poquito de agua hasta que obtengas un puré. Reserva algunas hojas que estén bonitas para la decoración.

En una olla y a fuego medio, dora en aceite de oliva la cebolla y el ajo cortados finamente hasta que estén traslúcidos.

Agrega el arroz y mezcla hasta que veas que los granos están brillantes (1 a 2 minutos).

Comienza añadiendo el vino blanco, revuelve y deja que el líquido se evapore y el arroz lo absorba completamente.

Agrega un cucharón grande del caldo caliente y cocina sin dejar de remover. Cuando veas que el líquido se absorbe, agrega más caldo, sigue cocinando y removiendo todo el tiempo.

Cuando el grano del arroz ya esté al dente, es decir, que el grano esté suave, pero su centro esté ligeramente firme, incorpora los tallos de berros cortaditos, el puré de berro y remueve.

Para finalizar, agrega la mantequilla fría. Mezcla bien hasta que emulsione la mantequilla con el líquido del risotto. Esto le dará cremosidad y brillo a tu receta.

Sirve y decora con las hojitas de berro y si deseas, queso parmesano rallado.

¡Una vez más te deseamos un buen provecho y hasta la próxima !!!

Tagged with →