Preparación: 4 horas, Cocción: 2 horas ¦ 2-4 personas ¦ dificultad

El conejo al salmorejo o conejo en salmorejo es un plato típico y muy popular de las Islas Canarias.

Al igual que muchas recetas tradicionales, cada cocinero y cada hogar le da su toque personal a este plato, el cual siempre lleva como base, el conejo, por supuesto, y pocos ingredientes básicos como son el ajo, el pimentón dulce molido, el vino, el tomillo y el orégano, lo que le pongas adicionalmente a la receta le dará tu sazón personal lo que lo hará muy especial para tí.

Aunque lleva algunas horas de cocción, la preparación de esta receta es bien fácil, rápida y uno no tiene mucha cosa que hacer.

Acompáñalo de unas papas arrugadas y lo vas a disfrutar muchísimo.

INGREDIENTES:

  • 1 conejo
  • el hígado del conejo
  • 4-6 cucharadas de aceite de oliva Virgen Extra
  • 1 cebolla mediana
  • 2 dientes de ajo
  • 1 taza de vino blanco
  • ½ taza de vinagre
  • 2 hojas de laurel
  • 1 cucharada de pimentón molido
  • 1 taza de caldo de pollo o caldo de vegetales
  • pimienta cayena o chili en escamas a tu gusto
  • ½ taza de almendras tostadas
  • 2 tallitos de romero fresco
  • 1 manojo de tomillo fresco
  • sal y pimienta a tu gusto
  • 1 bolsa plástica para alimentos grande

PREPARACIÓN:
Lava el conejo y trocéalo. Ten mucho cuidado al hacerlo, ya que los huesos son muy pequeños y se pueden desprender y astillar con facilidad. Así que antes de comenzar con la receta, revisa bien y asegúrate de que todo está bien limpio.

Introduce el conejo lavado y troceado en una bolsa plástica para alimentos. Añade el vino blanco, el ajo y la cebolla cortados muy finamente, el laurel, la sal, el aceite de oliva, el vinagre, el pimentón molido, la pimienta cayena o el chili en escamas a tu gusto y déjalo marinar cerrado por lo menos durante 4 horas en la nevera. Si deseas lo puedes preparar la noche anterior, aunque esto a nosotros no nos gusta mucho, ya que los ácidos del vinagre y del vino cocinan mucho a la carne.

Pasado el tiempo, saca las piezas del conejo de la bolsa, escúrrelas y reserva aparte la marinada.

En una sartén grande y honda con tapa, dora en aceite de oliva todas las piezas del conejo.

Añade la marinada que te quedó en la bolsa plástica a la sartén, agrega el caldo y deja cocinar tapado a fuego bajo por una hora y media.

Faltando 20 minutos para servir, agrega el tomillo, el romero y el orégano. Esto es importante, ya que si lo agregas al principio, las hierbas perderán todo su aroma y su sabor.

Aparte en otra sartencita sin nada de grasa, tuesta las almendras. Sácalas y reserva aparte.

En la misma sartencita, dora el hígado del conejo en un poquito de aceite de oliva.

Ahora muele el hígado y las almendras con la ayuda de una trituradora, licuadora o mortero y añades ésta mezcla al conejo. Esta te servirá para espesar la salsa y darle un toque muy especial.

Si la salsa se espesa mucho y la deseas más líquida, añade un poco más de caldo y rectifica la sazón.

El conejo estará cocinado cuando veas que la carne se separa del hueso.

Este plato tan suculento se acompaña con papitas arrugadas o papas al vapor.

¡Les deseamos un buen provecho y hasta la próxima !!!