Comparte:

El anís estrellado o también denominado anís estrellado chino, badiana china o simplemente badiana, es una especia que procede mayormente de la China, de Corea y de Japón y se asemeja mucho en su sabor y en su fragancia al anís verde o también llamado matalahúva o hierba dulce. No obstante, aunque tienen el mismo principio activo, el anetol, no proceden de la misma familia.

Los frutos del árbol del anís estrellado son en forma de estrellas compuestos generalmente por 8 a 12 tubos o canales dispuestos en forma circular alrededor de una columna muy corta. Cada tubo o canal tiene una hendidura donde se encuentra una única semilla de color pardo brillante.

El anís estrellado ha sido utilizado ampliamente en la cocina tanto en platos salados como en platos dulces. Está presente en la elaboración de recetas con verduras, de panes, en postres, pasteles y hasta en caramelos. También se dice que el anís tiene efecto afrodisíaco y se cuenta que en tiempos antiguos en las zonas rurales durante el otoño y después de la cosecha, las mujeres le daban a sus hombres bebidas que contenían anís.

El anís estrellado combinado con canela, clavos de especia, semillas de hinojo y pimienta Szechuan o en su defecto, raíz de jengibre, da la mezcla conocida como “Five Spices” o “Cinco Especias Chinas”, la cual reúne en sí los cinco paladares: el dulce, el ácido, el amargo, el salado y el umami que significa sabor “gustoso, agradable o delicioso” en el idioma japonés. Esta mezcla se emplea en muchas recetas de la cocina cantonesa, también en la cocina asiática y hasta en la cocina hawaiana aromatizando platos como el pato asado, estofados de carne de vaca, de ternera y de pollo y hasta para aromatizar el café.

En latitudes europeas se utiliza mucho durante la época de Navidad, dándole a los panes, galletas y recetas navideñas su sabor y olor tradicional e inconfundible.
Eso si, como esta especia es muy intensa al paladar, recomendamos dosificarla siempre en pequeñas cantidades.

En muchos países del mediterráneo lo utilizan para aromatizar sus licores, de los cuales muchos son bebidas típicas nacionales. En Francia el Pastis o Anisette, el Ouzo en Grecia, en Turquía el Raki, el Sambuca en Italia, en Bulgaria la Mastika, en el Líbano, Siria, Israel, Jordania y Egipto el Arak, en España el Cazalla o Chinchón entre muchos, son todas bebidas alcohólicas con un alto porcentaje de anís en su elaboración.

El anís estrellado es incluso utilizado en forma de infusiones y té por tener muchas propiedades curativas. Se le otorgan beneficios al utilizarlo como expectorante y se dice que es antibacterial. En la medicina popular recurren a él cuando se tienen problemas de tos, amigdalitis, bronquitis, en molestias estomacales, calambres intestinales, también para el alivio de problemas de lumbago o ciática y hasta para dolores de la menstruación.

No obstante, el anís estrellado al igual que la nuez moscada, tiene un gran contenido de anetol, lo que hace que tenga efectos tóxicos sobre el sistema nervioso si se toma en grandes cantidades y en dosis elevadas.


Aquí te damos varias de nuestras recetas donde utilizamos el anís estrellado:


Como siempre recomendamos proteger y guardar las especias en envases herméticos y bien protegidos de la luz y lejos de la humedad.

¡Una vez más te deseamos un buen provecho y hasta la próxima !!!